OLVIDADOS DE LA EXPOVALORES

Queda tiempo para reparar la omisión. Pero por el momento es lamentable la ausencia de tres sectores protagonistas de la sociedad y de una cuestión vital en la muestra ExpoValores 2010, que organiza la consultora Braths Consulting con el respaldo de la federación ACIERA. Esta actividad se hará del 10 al 13 de noviembre en el Golden Center, un centro de convenciones en Buenos Aires. Según informó ACIERA, entre las múltiples actividades que se realizarán durante esos días habrá un “encuentro nacional de consejos pastorales”; una “cumbre” de “pastores de América latina” y otra de “la Ventana 4-14”; un “foro de participación política”; un cónclave nacional de la red de centros antidroga y otros similares sobre “acción solidaria”, “evangelización en el deporte”, “trabajo carcelario”, “educación”, “nuevas tecnologías” y “medios de comunicación”. También se anuncian conferencias y talleres para “empresarios y profesionales” acerca de temas como “desarrollo del espíritu emprendedor” y “administrando el éxito en los negocios”. Hasta aquí nada que reprochar en líneas generales sobre esta exposición, valiosa en sí porque fomentará la comunión y la capacitación de los miembros de las iglesias. Pero para que sea representativa, la ExpoValores debería incluir a todos los sectores. En el último programa oficial de la muestra que se conoció vía correo electrónico (al cierre de esta edición de Pulso Cristiano, la página web http://www.expovalores.com, estaba fuera de servicio) no figuraba ninguna mención ni a la clase trabajadora ni a los pueblos originarios ni a la mujer. No es la primera vez que se registran estas omisiones en este tipo de actividades. ¿Acaso todos los cristianos evangélicos en este país son empresarios, emprendedores, profesionales, dirigentes (mal llamados “líderes”, palabra que no tiene ninguna connotación ni referencia bíblica y que se contrapone con las enseñanzas de Jesús), patrones, terratenientes? ¿No hay trabajadores que se congreguen en las miles de iglesias que dice representar ACIERA? ¿Ni sindicalistas? ¿Por qué los obreros y sus dirigentes no tienen un espacio propio? ¿Y los pueblos originarios? ¿Y la mujer, la fuerza principal de las iglesias por su compromiso persistente y silencioso? La otra ausencia tiene que ver con una cuestión trascendente: La ecología. La creación de Dios sufre como nunca antes en la historia de la humanidad la agresión del propio hombre. Pero este tema vital pareciera que no interesa a los organizadores. ¿Qué pasaría si en la ExpoValores apareciera, por ejemplo, Marina Silva, la evangélica más mencionada esta semana en el mundo? Esta mujer de 52 años obtuvo el 3 de octubre pasado el tercer lugar en las elecciones presidenciales de Brasil. Fue la candidata del Partido Verde, luego de su paso como ministra de Medio Ambiente en el gobierno de Luiz Inácio Lula da Silva. Además de su compromiso ecológico, es reconocida por su fe evangélica. Silva, miembro de una iglesia de las Asambleas de Dios de Brasil, fue recolectora de caucho en su juventud, en su estado natal de Acre, en la Amazonia. Después trabajó como empleada doméstica. En ese tiempo aprendió a leer en una escuela cristiana evangélica. Si en noviembre Marina llega a Buenos Aires comprobará que ni los trabajadores ni los pueblos originarios ni las mujeres ni la ecología tienen un espacio propio en la ExpoValores. Pero como se mencionó al principio de esta nota, los organizadores, entre ellos Gastón Bruno, vicepresidente de ACIERA y al mismo tiempo director de la empresa organizadora del evento (según se puede comprobar en su perfil en la red profesional LinkedIn tienen tiempo para reparar esta omisión e incluir a estos sectores olvidados y la cuestión ambiental en la exposición.

César Dergarabedian

Tomado de Pulso Cristiano
10 Oct '10

Deja un comentario

*