JULIO BOCCA – Desafío en Uruguay

Fue uno de los principales bailarines de ballet de América Latina y primera figura internacional. Bailó con el American Ballet Theatre, el Royal Ballet de Londres, el Bolshoi de Moscú y con decenas de grandes compañías europeas y americanas.

Podría estar diri  giendo cualquiera de ellas, en cualquier lugar del mundo.

Sin embargo, Julio Bocca, aceptó la dirección del Ballet Nacional de Uruguay, un ballet que este año cumple 75 años de vida pero que es desconocido en el mundo y que tiene grandes carencias.

El presidente José Mujica le ofreció personalmente a Bocca la dirección del Ballet a pocos días de asumir el cargo, el pasado marzo.

Si bien el ex bailarín argentino ya comenzó a trabajar, definiendo un repertorio de aquí al 2012, sus tareas propiamente como director comenzarán el próximo 1° de junio.

Empezar desde cero

En una entrevista exclusiva con BBC Mundo, Bocca explicó por qué aceptó di rigir el Ballet Nacional de Uruguay.

“Primero, porque me pareció un lindo desafío empezar de cero. Todavía falta terminar el teatro que es maravilloso, donde entran casi 2.000 personas”, explicó.

El Auditorio Nacional del Sodre se inauguró a fines del año pasado tras permanecer cerrado y en construcción durante 40 años, pero todavía queda mucho por terminar.

“Quise ser parte de todo eso, de las paredes que se van terminando. Tiene un ballet con trayectoria de 75 años y me pareció lindo poder aportar algo adonde estoy viviendo y ayudar a la danza en Latinoamérica”, continúa.

“Vivo acá desde hace dos años y es lindo poder trabajar acá y volverme a mi casa. Uruguay me gustó porque es muy tranquilo, la gente es muy respetuosa, tenés el mar y podés ir al supermercado tranquilo”.

Figuras internacionales

El ballet uruguayo tendrá grandes novedades. Una será que por primera vez se integrará con varios bailarines extranjeros, además de uruguayos.

Esta semana se realizó una audición donde participaron bailarines de México, Brasil, Venezuela, Paraguay y Argentina, obviamente atraídos por el nombre de Julio Bocca.

Bocca donará parte de su sueldo para formar a jóvenes bailares sin recursos. (Foto cortesía de Rosalie O’Connor)

Otra innovación será que vendrán grandes maestros, bailarines y coreógrafos de otras partes del mundo, como el alemán Wilhelm Burmann, la argentina Sara Nieto o el venezolano Yanis Pikieris, entre otros, a enseñar y colaborar con los bailarines.

“Muchas de las cosas que se están haciendo es porque se me conoce, confían en mi palabra, saben cómo trabajo y por eso aceptan venir. Para mí es un desafío y una responsabilidad”.

El repertorio será variado. “Quiero mantener lo clásico y hacer coreografías nuevas para que el público conozca y para que los bailarines puedan incorporar nuevos estilos a sus cuerpos”.

En la programación figuran clásicos como El Lago de los Cisnes o Giselle, pero también grandes novedades, que buscan atraer a un público más joven.

Drexler al ballet

“Esta será la primera vez que Drexler compondrá para ballet, es un desafío también para él y le gusta, y para mí es tener a un gran músico y un gran poeta uruguayo, que a mí me gusta personalmente pero que aparte es conocido mundialmente”.

“Uno necesita esas cosas para incorporar gente joven que se interese por venir a ver ballet. Estamos hablando también con (el catalán Hansel) Cereza, de La Fura dels Baus, para que venga acá para incorporar otros estilos”.

En los planes de Bocca también está acercar el ballet a la gente, llevando a la compañía de gira por el interior del país.

Bocca afirma que ya no extraña bailar y que prefiere ver a los nuevos jóvenes que aprenden. (Fotografía cortesía de Gustavo Levy)

“Que la gente tenga la posibilidad de elegir si le gusta o no. Que no sea algo estructurado, para unos pocos, que si no te vestís de tal forma no podés ver ballet. Es un arte, como pintar, como ver un partido de fútbol. Hay que darle la posibilidad a la gente de ver ballet, les guste o no, pero darles la posibilidad”.

“Por eso vamos a ir al interior, pondremos funciones muy económicas para la gente joven o los jubilados, (queremos) ampliar el público y que lo vean como parte de la cultura y la educación, no como algo ajeno”.

Apoyo para jóvenes bailarines

El flamante director del Ballet uruguayo donará parte de su sueldo para apoyar a niños y jóvenes de bajos recursos que quieran bailar y tengan talento, principalmente varones, “que es lo que más falta”.

“La idea es buscar chicos en los asentamientos, en barrios alejados, y que puedan venir a la Escuela Nacional de Danza y tener los estudios pagos, así como el transporte y la comida”, explica.

¿Los planes de Bocca a mediano y corto plazo? Su contrato se extiende hasta fin de año pero puede renovarse anualmente.

“Yo espero seguir, progresar, que la compañía se vaya superando, empezar con giras regionales, internacionales, y mantenerme conectado con el mundo, tener la libertad de hacer mis viajes para participar como jurado o algo específico, es una forma de mantenerme en contacto y traer para acá”.

¿Extraña bailar? “No, es una etapa que pasó, maravillosa. Ahora es lindo ver a la gente joven que quiere estudiar. Prefiero verlos a ellos”.

Verónica Psetizki – BBC Mundo

Iglesia En Marcha.Net

30 May '10

Hay 1 Comentario.

  1. Rina Baffa
    2:15 am junio 6, 2010

    Es una buena medida contratar a una figura de prestigio internacional como Bocca para dirigir el ballet del Sodre. No sólo prestigia al Sodre mismo, sino que le confiere la posibilidad de lograr el patrocinio de empresas privadas, que en nuestro medio son muy reacias a colaborar con los organismos del Estado, sobre todo en la cultura.
    Se le ha dado un nuevo nombre al cuerpo: “Nuevo Ballet Nacional del Sodre”. No sé si ello significa algo.
    Es grande el desafío. Se recurrió a la contratacion de bailarines, ya que los típicos problemas burocráticos impiden realizar concursos para vacantes dentro del propio ballet, que tiene, como toda repartición del Estado, un número determinado de cargos en el presupuesto. Por tanto se recurre a la figura de la contratación a término. Y es más grande aún el desafío, por la expectativa que despertó dicho nombramiento, y por la confianza que se deposita en la persona de Bocca para la renovación técnica y artística del Cuerpo de Baile del Sodre.
    Damos un voto de confianza al nuevo Director y auguramos éxitos en su gestión. El desafío está planteado.

Deja un comentario

*