LA CAMPAÑA POLÍTICA TIENE ACUERDOS – Laicidad SI pero Laicismo NO

En la segunda parte del taller “Entre política y fe, una articulación necesaria” organizado por las Pastorales juveniles del CLAI y de la Iglesia Católica, OBSUR y el EEC, se buscó promover la reflexión sobre el compromiso político desde la fe, un voto crítico y conciente hacia las próximas elecciones nacionales del 25 de octubre en Uruguay.

Candidatos a diputados de los cuatro partidos políticos con representación parlamentaría, acuerdan en que es necesario en este país pasar del laicismo negador de lo religioso, a una laicidad más amplia e inclusiva.

Según los diputados Juan Andrés Roballo (F.A.), Javier García (P.N.) y los candidatos a diputados Fernando Amado (P.C.) y Daniel Radío (P.I), básicamente todos los partidos y las religiones en este país están de acuerdo con la separación Iglesia-Estado, también en que esto le ha hecho bien a las Iglesias y al Estado. Pero ven carencias en como el Estado se relaciona con lo religioso y también un “problema cultural” como herencia de un secularismo a ultranza de negar y desconocer que lo religioso es parte de gran parte de los uruguayos y es más que un hecho cultural.

Según Radío, candidato a diputado por Canelones del Partido Independiente, “En Uruguay hay una suerte de religión oficial que es el laicismo, hay un culto al laicismo que a veces se trata de imponer desde el Estado y no se dan oportunidades a que los niños y adolescentes que no pueden pagar educación privada sean educados en la religión que los padres o ellos eligen”.

Fernando Amado, presidente de Vamos Uruguay, reconoce que su partido ha tenido parte de la culpa del laicismo como la negación de lo religioso, “fue parte de la lucha que dio el anticlericalismo en un momento histórico, pero en la actualidad me parece que es acertado poner una materia donde se puedan dar las diferentes religiones y que den una visión amplia del mundo” explicó.

Desde el Frente Amplio, el diputado Juan A. Roballo afirmó que “es necesario que desde la sociedad civil, las Iglesias y religiones sigan trabajando para que este tema entre en la discusión del sistema político y en los medios, como lo han venido haciendo hasta ahora con el diálogo interreligioso del MERCOSUR y otras experiencias” y agregó “que es necesario tomar acciones que garanticen el derecho a la libertad y practica del culto por parte del Estado”. Roballo reconoció “que es un tema importante, pero que no esta en los programas de gobierno de ninguno de los partidos y difícilmente encuentre eco si alguno de nosotros cuatro lo propusiéramos, es un debe en la discusión en este país”.

El partido nacional tuvo en la figura del diputado Javier García acuerdo en este tema y especialmente marcó que “existen posibilidades de cambiar este tema a nivel educativo brindar más herramientas desde una perspectiva amplia” aunque reconoce que no aparece nada sobre “las Iglesias” en el programa de gobierno de su partido.

Este solo fue uno de los siete ejes de discusión moderados por el Defensor del Vecino Fernando Rodríguez, los cuales abordaron temas como: Políticas Sociales y su relación con el Evangelio, seguridad ciudadana, Política Energética y Medio ambiente, política económica y equidad, Educación, Derechos Humanos (Ley caducidad) y Relación Estado / Iglesia.

Otros puntos de acuerdo fueron que falta una discusión más profunda en relación al tema ambiental que esta fuera de la agenda política; también se mostró interés común pero a su vez dificultad, a la hora de abordar temas como la rehabilitación de las personas privadas de libertad y su dignidad como seres humanos.

Nicolás Iglesias Schneider

Enviado a nuestra redacción por su autor.

Iglesia En Marcha.Net

20 Oct '09

Deja un comentario

*