URUGUAY – Cercado por infecciones


Alerta sanitaria. En Argentina avanza el dengue, hay un caso autóctono en Gualeguaychú y 11 sospechosos en Buenos Aires En Rio Grande do Sul la fiebre amarilla se acerca a la frontera
Cercado. Así está Uruguay ante el aumento de casos de dengue en Argentina y fiebre amarilla en Brasil. El mosquito transmisor de ambas enfermedades es el Aedes aegypti. Fray Bentos está alerta ante el primer caso de dengue en Gualeguaychú.
Ayer se confirmó un caso de dengue autóctono en Gualeguaychú y hay 11 sospechosos en Buenos Aires. El de Gualeguaychú es el primer caso autóctono en la provincia de Entre Ríos y disparó la alerta en Fray Bentos, pues pese al bloqueo de los piqueteros contra la planta de celulosa Botnia, entre 40 y 60 personas cruzan diariamente caminando el puente binacional San Martín.
En los otros pasos fronterizos de Paysandú y Salto se está fumigando únicamente a las bodegas de los ómnibus y algunos critican que no se tomen las mismas medidas con camiones y otros tipos de vehículos que cruzan la frontera desde zonas donde la enfermedad está instalada como una epidemia. En Argentina, Brasil y Paraguay la situación es crítica. La cifra de casos detectados se dispara todos los días.
En Uruguay no hay casos en sospecha. Se analizaron nueve y todos fueron descartados. Durante la Semana Santa se incrementaron los controles para evitar el ingreso del insecto infectado con la enfermedad.
En tanto, a la alerta por dengue se suma la preocupación por la extensión de la fiebre amarilla en el estado brasileño de Rio Grande do Sul, en la frontera con Uruguay. En el estado fronterizo la enfermedad ya se cobró 6 vidas. El virus también es transmitido por el Aedes aegypti.

Fray Bentos. En el puente San Martín no hay fumigación por el bloqueo. De todas formas, el director general de Salud, Jorge Basso, aclaró que se están tomando medidas de prevención en la frontera.
Algunos vecinos de la ciudad argentina, poseen casas de verano en Las Cañas, y en Gualeguaychú vive una colonia de uruguayos estimada en mil personas, algunas de las cuales cruza periódicamente hasta Fray Bentos, a realizar diversos trámites, como por ejemplo el cobro de jubilaciones.
No obstante, Basso descartó que la fumigación en la zona sea la solución final al problema. “Todos asociamos la fumigación como una acción enérgica, y lamentablemente tiene una acción muy puntual, afecta y ataca solamente a las formas adultas del mosquitos y no llega a nuestro verdadero problema que son los criaderos de mosquitos”, dijo Basso.
Precisó que en los criaderos “se concentra la enorme población de mosquitos Aedes aegypti, próximos a los domicilios, en la ciudad, donde están concentradas las personas”.
Basso reconoció que el piquete de Gualeguaychú favorece el no ingreso del mosquito transmisor. “Con tantas complicaciones que ha tenido ese puente cerrado el intercambio de personas y bienes, obviamente que ha sido significativamente menor”, dijo.
Señaló que al ser menor el tránsito se facilitan las medidas de prevención. “En todo el país y particularmente en todas las zonas limítrofes, las direcciones departamentales y las intendencias están haciendo un trabajo muy fuerte en materia preventiva”, aseguró Basso a radio El Espectador.
Un motivo extra de preocupación en Fray Bentos es que el área de control integrado, funciona en la cabecera uruguaya, donde funcionarios de ambas nacionalidades comparten tareas durante las 24 horas del día. Allí concurren diariamente funcionarios argentinos de Gendarmería, Senasa, Aduana y CARU, que viven en Gualeguaychú.
“Es algo que se venía sospechando”, dijo a El País Susana Torres, coordinadora departamental de Salud Pública, al referirse a la confirmación del caso en Gualeguaychú.
La funcionaria sostiene que hasta ahora “Uruguay ha trabajado muy bien, porque desde hace 12 años tenemos el vector transmisor, pero ningún caso de dengue”.
Torres explicó que si bien hoy en Fray Bentos existen 100 domicilios con focos positivos que fueron fumigados, la situación dista de lo que ocurría en 1997, cuando en un 27% de la ciudad había presencia del mosquito.
La semana pasada el Comité Departamental de Emergencia, decidió extremar la campaña de “descacharrización” y acompañarla con propaganda callejera, exhortando a los vecinos a que colaboren para evitar la llegada de la enfermedad.
“No encontramos el resultado esperado. No sé si porque ya se habían retirado los desechos que podrían funcionar como recipientes o porque en definitiva, la gente no se hizo eco de la campaña”, señaló la funcionaria de Salud.
Paysandú. Al menos hasta el domingo, se mantendrán las tareas de fumigación en bodegas de ómnibus y chasis y cabinas de camiones, que ingresan por el puente General Artigas.
Equipos de tres personas por turno cubren el paso de esos vehículos durante las 24 horas. Un funcionario del Área Integrada de Frontera dijo a El País que el tránsito de argentinos fue intenso -especialmente el miércoles y jueves- y notoriamente mayor al registrado el pasado año.
Sin embargo, el funcionario comentó que la mayor preocupación para quienes trabajan en la zona es la permanencia de camiones provenientes de Argentina en el área, en algunos casos por varios días sin que sean fumigados.
Los camiones permanecen al menos doce horas y con frecuencia hasta dos o tres días aguardando la finalización de las gestiones que permita la continuación del viaje.
En estos días, por ejemplo, varios pasan fin de semana largo estacionados en el entorno del puente, por lo que recién serían aerolizados el lunes. Si alguno de ellos portaba un mosquito Aedes aegypti, o sus larvas, tiene el tiempo suficiente para reproducirse, explicó el funcionario.
Para minimizar también este riesgo, es que las tareas de fumigación se extienden a los alrededores del puente, aunque serían más efectivas si se realizaran antes del ingreso al área de control, incluso en la cabecera argentina del puente, consideró el funcionario.
Aún no se determinó si las medidas de control sanitario en la frontera se extenderán luego de finalizada Semana Santa.
Salto. En el puente internacional de Salto Grande la única medida de prevención sigue siendo la fumigación en las bodegas del ómnibus de transportes de pasajeros. No se hace lo mismo con los centenares de vehículos que por día cruzan por ese paso fronterizo. Ayer sólo se habían desinfectado diez ómnibus que provenían en su mayoría de las Cataratas del Iguazú. Desde el inicio de esta semana por el puente de Salto Grande circularon con dirección a distintos puntos de Uruguay proveniente del vecino país y de Paraguay, motor homes, casas rodantes y vehículos sin que se procediera a ningún tipo de desinfección.
(Producción: Daniel Rojas desde Fray Bentos, Luis Pérez desde Salto y Sandra Kanovich desde Paysandú).

Las cifras
14.000 Son los casos de dengue en Argentina, según datos oficiales. En los centros de asistencia hablan de hasta 30.000 casos.
6 Son las personas muertas en el estado brasileño de Rio Grande do Sul por la expansión de la fiebre amarilla.

MSP apela a que médicos estén más atentos a síntomas de la enfermedad
Una de las características del dengue es que los síntomas de la enfermedad son bastante inespecíficos. Lo que en principio parece conducir su diagnóstico, por lo general, termina asociado a otras patologías como una gripe muy severa.
Los síntomas clásicos de la enfermedad son temperatura elevada, dolor muscular y ocular intenso, erupción cutánea y malestar general.
El Ministerio de Salud Pública (MSP) emitió un comunicado di rigido al cuerpo médico nacional en el que se exhorta a estar atentos cuando reciban pacientes con síntomas que puedan hacer pensar que se está ante un caso de dengue, a lo cual debe agregarse detalles importantes como que la persona resida o haya viajado en los últimos 15 días a una zona con circulación del virus.
Asimismo, se les pidió a todos los centros asistenciales, tanto públicos como privados, que realicen una notificación inmediata de todos los casos sospechosos a la Unidad de Vigilancia Epidemiológica de Salud Pública.
Prevención El MSP recordó a la población en general que las principales medidas de prevención y control se vinculan con mantener un ambiente limpio, sin desechos sólidos que puedan acumular agua de lluvia.
Por eso es que se exhorta a eliminar estos criaderos de mosquitos Aedes aegypti mediante la destrucción, vaciado o rellenado con arena de recipientes conteniendo agua. Otra medida de prevención es aplicar repelentes tópicos en zonas de piel sana con precaución en cara y mucosas.
No automedicarse La última muerte confirmada por dengue en el Chaco, Argentina, se produjo luego que el paciente infectado se automedicara de forma incorrecta.
La víctima fue derivada desde Tres Isletas al hospital de Sáenz Peña, donde ingresó “con una necrosis del músculo del glúteo derecho, causada por una inyección mal aplicada”, indicaron las autoridades sanitarias.
Desde el centro sanitario se informó que mucha gente se automedica con dipirona y corticoides, y ese tipo de medicación produce infecciones irreversibles.
La víctima se habría automedicado con corticoides, lo que agravó su cuadro.
Ayer, el jefe de Gabinete argentino, Sergio Massa; la ministra de Salud de la Nación, Graciela Ocaña, y su par de la provincia de Buenos Aires, Claudio Zin, recorrieron el partido bonaerense de Tigre para participar de una campaña de prevención del dengue. Los tres funcionarios insistieron en reclamar que la gente no se automedique si padece fiebre u otros síntomas.
Todos destacaron la importancia de consultar en forma inmediata a un médico.

Federico Castillo/ El País Digital/Iglesia En Marcha.Net
11 Abr '09

Deja un comentario

*