VACUNA CONTRA EL VIRUS DEL PAPILOMA HUMANO

En entredicho: No previene el cáncer

El escándalo generado en Europa por las niñas que fueron vacunadas contra el virus de papiloma humano abre un debate respecto de qué impacto real tiene este medicamento ¿Sabe usted qué está previniendo al inocularse con ella? ¿Es peligrosa?

Retiran vacuna contra el cáncer cervicouterino por efectos adversos en dos niñas
Según consigna el diario El País en su versión on line, siguen apareciendo casos en Europa respecto a los efectos adversos que la vacuna contra el Papiloma Humano (VPH) podría traer. Además de los dos casos de niñas con convulsiones graves en Valencia, España, quienes fueron inoculadas con la segunda dosis de Gardasil (Lote NH52670) se han difundido varios otros en Estados Unidos y Europa.
Es así como, según la agencia que controla los medicamentos en Estados Unidos, la FDA, desde el 2006 hasta ahora se han administrado 16 millones de dosis, reportándose 9.746 casos de efectos adversos, que incluyen lipotimias, mareos y desmayos. En España, en tanto, las cifras también son mayores que las conocidas. En el país se han distribuido 1.146.000 dosis entre 2007 y 2008 y hasta el momento se han notificado 103 casos de efectos adversos, 35 de ellos graves.
Para despejar las dudas respecto de la seguridad del medicamento la Directora médica del Laboratorio Merck Sharp & Dohme en Chile, Tatiana Derderian, explicó a Zona Mujer qué pasa con el medicamento Gardasil, uno de los dos tipos de vacunas contra el papiloma que se distribuyen en nuestro país.
Según explica la Directora, “Merck Sharp & Dohme ha completado un estudio preliminar de este lote y la información que recibimos esta semana es que no se ha encontrado nada que se pueda asociar con las reacciones adversas de las niñas, por ejemplo que haya algún virus que haya contaminado el lote”. Asimismo, aclara que el Lote NH52670, reconocido como el inoculado a las niñas fue directamente a Europa, por lo que si eventualmente fuera ese el problema, Chile no está en riesgo.
Sin embargo, la vacuna sigue manteniendo un halo de duda entre la comunidad científica respecto a su impacto. En agosto pasado, The New England Journal of Medicine destacaba en un artículo que los efectos del medicamento son inciertos ya que el tiempo que ha sido probado es insuficiente.
¿Cómo se midió Gardasil? Los estudios clínicos iniciales de premarketing con la que se licenció la vacuna fueron de 23 mil personas aproximadamente, explican desde el Laboratorio. Marcelo González, ginecólogo y experto oncólogo de la Clínica Alemana puntualiza que como es muy difícil lograr números grandes para poder probar los medicamentos, lo que hacen las agencias regulatorias es mantener una vigilancia epidemiológica, es decir siguen recibiendo información “ya que pueden aparecer efectos adversos no a los 20 mil pacientes, pero sí a los 2 millones”.

Fuente: Terra / Iglesia En Marcha.Net

21 Feb '09

Hay 4 Comentarios.

  1. godofredo Arauzo
    7:21 pm mayo 1, 2009

    EL ENIGMÁTICO PAPILOMA VIRUS HUMANO

    Se han identificado cerca de 200 tipos de papiloma virus humano, la infección por el PVH está incrementándose; ha alcanzado proporciones epidémicas; la prevalencia de la infección por el PVH en 1970 era del 1%; en 1985 3 %, actualmente por métodos de alta sensibilidad 85%: en las embarazadas del primer trimestre 40%, tercer trimestre 60%, en el puerperio 17 % y cerca del 6 % en mujeres sin contacto sexual; la mayoría son latentes o subclínicas; una minoría son clínicas observadas directamente: las verrugas o condilomas; .está muy difundido en la naturaleza, infecta a los animales domésticos y silvestres; se transmite también al nacer; se ha detectado en el líquido amniótico, guantes de goma, pinzas de biopsias, espéculos, ropa interior, toallas, en el piso, asiento de los servicios higiénicos, gimnasios, vestuarios de las piscinas y otros; aproximadamente el 50% tienen afinidad por la piel y mucosas del ano, parte final del árbol genital y parte superior de los aparatos digestivo y respiratorio; el 80% de las mujeres se infectaran durante su vida; se los considera comensales de las personas, existen PVH de bajo riesgo que son la mayoría que ocasionan lesiones benignas y PVH de alto riesgo sospechosas de ser un cofactor más de la aparición del carcinoma del cuello uterino; la infección por el PVH 1 y 2 se inicia en la infancia y en la niñez produciendo verrugas que desaparecen espontáneamente y los localizados en otros lugares en forma latente o subclínica son diagnosticados con técnicas muy sofisticadas, viven en el medio ambiente por largo tiempo; se le considera como la enfermedad de transmisión sexual más común, aunque la vía sexual no es la única vía de contaminación; aparece en los órganos genitales de la mujer cuando inicia sus relaciones sexuales.
    Es caprichoso y ubicuo; aparece y desaparece del organismo de la persona; la incidencia más alta se halla en las mujeres de 20 a 26 años; con la edad desaparecen; pueden persistir durante toda la vida sin ocasionar ningún trastorno; para desarrollar la infección requiere microtraumas, como sucede durante el acto sexual; en el 80% de la mujeres que tiene PVH en su cuello uterino desaparecen antes de los doce meses, por acción de su sistema inmunológico; en el resto 20% permanecen estacionarios o progresan a displasia y sólo el 1% progresa a carcinoma del cuello uterino después de 15 a 20 años: Por progresar sólo el 1% al cáncer del cuello uterino nos hace pensar que en la aparición del proceso maligno del cuello uterino intervienen también otros cofactores el primero y fundamental es el acto sexual. Mix en 130, 000 monjas no halló ningún carcinoma del cuello uterino, seguido de: tabaco, alcohol, herpes virus simple 2, edad de inicio del coito, número de parejas, cofactor hombre, factores económicos, más frecuente en mujeres de baja condición económica, multiparidad, circuncisión, alteraciones del sistema inmunológico, anticoncepción hormonal, medio ambiente y otros.
    En 1974 zur Hausen postuló la hipótesis que el PVH fuera el agente que ocasionara el cáncer del cuello uterino y que otros investigadores divulgando la misma idea; pero el PVH no reúne el postulado de Koch, para considerarlo como el causante del cáncer del cuello uterino..El PVH se halla en otras lesiones, no solamente en el cáncer del cuello uterino, el PVH no se halla en el 100% de todos los carcinomas del cuello uterino y todavía no se ha reproducido el tumor maligno del cuello uterino al inyectarse PVH en los animales de laboratorio
    La presencia del PVH no es suficiente para el desarrollo del tumor maligno del cuello uterino, se requiere la compañía de varios cofactores exógenos y endógenos
    Nuestros conocimientos de las relaciones del PVH con los cofactores aun son deficientes y el papel que juegan los cofactores en la aparición de la patología maligna del cuello uterino son nebulosos. Las investigaciones deben profundizarse en el PVH y los cofactores.
    Dr. Godofredo Arauzo
    Huancayo PERÚ
    E mail: godo_ara@hotmail.com

  2. imelda moctezuma
    4:38 pm diciembre 10, 2011

    quiero saber si la iglesia aprueba si o no que los jovenes en mexico se vacunen muchas gracias por la atencion quiero saber que piensa la iglesia

  3. Fede
    5:48 pm diciembre 11, 2011

    Imelda, no podemos responderte porque no sabemos la posición de la iglesia en Mexico, aunque entendemos que es una vacuna que es de ayuda a las niñas y adolescentes. ¿Porqué tenés dudas?
    Tal vez algún médico cristiano te pueda responder.

    Equipo de IEM

  4. Sembrador
    9:51 pm diciembre 12, 2011

    Tal vez la duda de Imelda venga por el lado de que la vacuna contra el papiloma previene la enfermedad que este virus provoca (el condiloma acuminado) que puede degenerar en cáncer de cuello uterino. El papilomavirus constituye el agente de una enfermedad de trasmisión sexual, por lo tanto el problema es que lo que haga el sexo más seguro, puede auspiciar el libertinaje sexual.
    Yo tampoco sé qué piensa la Iglesia en México (ni siquiera averigué qué piensa la Iglesia aquí en Uruguay),
    pero en primera instancia parecería de locos que la Iglesia tuviera reparos con una medida de medicina preventiva que puede evitar que las mujeres contraigan cáncer, nada menos.

Deja un comentario

*