OREMOS POR LA PAZ EN GAZA

Una vez más ha recrudecido la violencia entre judíos y palestinos.
El recrudecimiento de la violencia lo único que asegura es el derramamiento de sangre, destrucción y dolor. La muerte no hace distingo de bandos.
Como cristianos no podemos experimentar más que angustia y tristeza en particular por la muerte de tantos inocentes.
Pidamos en oración que cese el derramamiento de sangre, que cesen los ataques en Gaza y que se puedan establecer canales de diálogo entre las partes como paso previo a la búsqueda de un acuerdo que restablezca la paz.
El querer demostrar que una u otra parte tiene “la” razón, no soluciona el conflicto.
Roguemos al Dios de Paz, que dé consuelo a los que han sufrido la pérdida de seres queridos, paz y esperanza a los que viven en medio de la destrucción ocasionada por la guerra.
Alentamos a nuestras iglesias a realizar cadenas de oración en este sentido.
Dice Jesús:
La paz os dejo, mi paz os doy; yo no os la doy como el mundo la da. No se turbe vuestro corazón, ni tenga miedo.
Lucas 14:27

Tomado del Boletín de la Asociación Bautista Argentina

Iglesia En Marcha.Net

11 Ene '09

Deja un comentario

*