PEQUEÑA COMUNIDAD CRISTIANA – Es perseguida en Comoros y Pemba


Líderes cristianos que viajan regularmente a las islas de Pemba y el Archipiélago de Comoros ubicados frente a la costa de África oriental donde predomina la religión musulmana, informan que los cristianos son golpeados, detenidos y expulsados por su fe.   Por causa de estas violaciones a la libertad religiosa se ve amenazada la sobrevivencia del cristianismo, con menos de 300 cristianos en  1.1 millones de habitantes. Abandonar el Islam y convertirse en cristianos aumenta el ataque a la comunidad cristiana, sobre todo después de la conversión en el mes de agosto del Sheikh Hijah Mohammed, quien era líder de una importante mezquita en Chake-Chake, capital de Pemba.   Un hombre cristiano de la isla de Zanzibar en Tanzania informó que quienes están bajo sospecha de haberse convertido al cristianismo en Comoros, se enfrentan a restricciones para viajar y hasta le son confiscados sus documentos.   Al iniciar 2008 fue expulsado un misionero de las Comoros porque las autoridades supieron que celebraba reuniones de oración los viernes. “La policía irrumpió en la reunión de oración, saquearon la casa y descubrieron las Biblias que habíamos escondido antes de arrestarnos,” dijo una fuente que pidió permanecer en el anonimato. “Estuvimos detenidos por tres meses.”


Fuente: Compass Direect/ Redacción: Iglesia En Marcha.Net
18 Dic '08

Hay 1 Comentario.

  1. Marta Lidia de Morales
    1:31 am diciembre 24, 2008

    Al mundo cristiano occidental debemos de asumir con responsabilidad las persecuciones de nuestros hermanos en esos lugares de Africa, y hacerlo con verdadero clamor a favor de ellos, poniéndonos en la brecha para que Dios en su misericordia actue con su mano poderosa. Salgamos de nuestra comodidad y levantémonos en intercesión, que nuestros corazones giman con verdadero clamor para que nuestros hermanos en Comoros y Pemba, Africa sean protegidos de los atropellos que vienen siendo objeto por ser fieles testigos de Jesús en esos lugares. recordemos nuestras armas no son carnales, sino poderosas para la desrucción de fortaleza. Es mas poderoso el que está con nosotros queel que está en el mundo, pero actuemos creyendo. DIOS LES BENDIGA DESDE EL SALVADOR.

Deja un comentario

*