INDIA – SIGUE LA VIOLENCIA

El 13  de octubre un grupo de exaltados asesinó  en la aldea de Sisapanga, a un soldado paramilitar que estaba encargado de dar protección a cristianos, frente a la violencia hindú en el distrito de Kandhamal, Orissa.  El cuerpo del soldado de la Reserva Central de la Fuerza Policial (CRPF) fue encontrado en un bosque cercano. Se cree que fue asesinado a machetazos por gente tribal, como consecuencia de la peor violencia anticristiana en la historia de la India moderna. “El soldado había estado en la aldea de Sisapanga comprando provisiones, acompañado por un chofer. Seis hombres lo atacaron por atrás y lo arrastraron a la selva para matarlo luego a  machetazos,” dijo S. Praveen Kumar, Superintendente Distrital de la Policía, al Times of India (TOI) . “Afortunadamente, el chofer logró escaparse.”  Este hecho marca la primera muerte de personal de la seguridad central en Orissa, desde que iniciara cuando extremistas hindúes insistieron en culpar  a los cristianos por el asesinato del líder hindú Laxmanananda Saraswati, el 23 de agosto, a pesar de que los maoístas declararon ser los autores del hecho. “Al asesinato del jawan, soldado, de la CRPF le sigue el pedido persistente de  los tribales para que sea retirada la fuerza paramilitar,” un portavoz de la policía dijo a TOI. “La CRPF ha realizado arrestos masivos, mayormente de tribales, durante las últimas dos semanas.”
Fuente:Compass Direct/ Redacción: Iglesia En Marcha.Net

8 Nov '08

Deja un comentario

*