EXPULSADO DE PEKÍN

 


 
George W. Bush asistió a los eventos del inicio de las Olimpíadas en Pekín y a un culto dominical en una iglesia de la capital, mientras que la autoridades chinas han expulsado al pastor Zhang Mingxuan (casas culto) de la ciudad mientras duraran los Juegos, al tiempo que varios cristianos siguen detenidos acosados continuamente.
Según el periódico South China Morning Post, luego de que se trasladaran seis veces de casas de huéspedes para evitar que dieran con ellos, oficiales de policía vestidos de civil los sacaron a la fuerza a Zhang y a su esposa Xie Fenglan de una casa de huéspedes en Pekín el 18 de julio, llevándolos a Yanjiao, provincia de Hebei para prevenir que pudieran reunirse con autoridades extranjeras que visitaran Pekín para los Juegos. Zhang dijo a los reporteros que a causa de la constante represión por parte de la policía, la cantidad de casas culto que había establecido durante la última década había bajado de 10 a sólo tres.
 
Días después serían detenidos junto al co pastor Wu Jiang He, en una estación de policía en Hebei, luego de que un periodista de la BBC intentara entrevistarlo el 4 de agosto. John Simpson, periodista de asuntos internacionales solicitó telefónicamente a Zhang una entrevista, siguiendo los pasos que marca el manual dado a los periodistas que cubrían los Juegos Olímpicos en Pekín. Zhang accedió a la entrevista, pero la policía detuvo a Zhang y a sus compañeros, trasladándolos a una estación local de policía para que no pudiera dar la entrevista al inglés.
Fuente: Compass Direct/ Redacción: Iglesia En Marcha. Net
25 Ago '08

Deja un comentario

*