HONDURAS


HONDURAS

Por segunda vez en los últimos tres años, golpearon y robaron al pastor de una iglesia en San Pedro Sula. Según declaró, tras estos ataques están criminales organizados que se oponen a su resistencia a la violencia. El 8 de diciembre, unos ladrones hicieron que el pastor Misael Argeñal parara en la carretera y lo golpearon. Lo detuvieron por una hora y luego le robaron equipos electrónicos y la ropa que llevaba puesta. “Fue un acto de intimidación para poner fin a mi trabajo,” dijo el pastor. Una semana antes, Argeñal había declarado a Univisión, que dos hombres vestidos de policía lo siguieron en una motocicleta al salir de su iglesia “La Cosecha”, de 25.000 miembros. “Me dijeron que si no dejaba (mi ministerio) me matarían,” según comentó.
Fuente: Compass Direct/Redacción: Iglesia En Marcha.Net

14 Ene '08

Deja un comentario

*