EDUCACIÓN PARA LA CIUDADANÍA


EDUCACIÓN PARA
LA CIUDADANÍA

Blanca
María Ponce, estudiante madrileña de 16 años de edad, presentó en la dirección
del Colegio Montessori la primera objeción de conciencia a la polémica
asignatura Educación para la Ciudadanía (EpC), de una estudiante en la
Comunidad de Madrid .

La menor presentó la objeción frente a la asignatura que ha sido calificada por
diversos sectores de “ideologizada” e “ideologizadora”,
acompañada por Margarita Ponce, su madre , quien también objetó la asignatura,
según informa un comunicado del Foro Español de la Familia (FEF).

“Objeto porque quiero y porque puedo. Considero que a mí no me come el
coco nadie, ni mucho menos el Estado. Creo que hay cosas que uno debe aprender
en casa y no en el colegio, por que si no ¿para que sirven los padres?”,
declaró la menor.

Por su parte, el FEF aconsejó a los padres de familia con hijos en edad escolar
que objeten EpC “para garantizar que nuestros hijos sean educados en
materias de hondo calado moral y personal, conforme a los criterios que los
padres consideramos más idóneos” y “no conforme a los criterios
ideológicos de un gobernante o profesor cualquiera”. La objeción de
conciencia, explicó el Foro, “es un mecanismo para defender a nuestros
hijos de la contaminación ideológica por parte de extraños”.
Asimismo recordó que este recurso es “un derecho constitucional en cuya
virtud un ciudadano puede negarse legítimamente a cumplir un mandato o norma
jurídica cuando entra en conflicto con las propias convicciones de
conciencia” y precisó que “no se trata de una desobediencia a la Ley,
sino del ejercicio de un derecho amparado por la propia Constitución”

Más
objeciones de conciencia

 
Un grupo de
padres, algunos de los cuales ya han tramitado la objeción de conciencia en los
centros educativos de sus hijos, se congregaron frente a la Consejería de
Educación en la sede de la Administración de Andalucía, Sevilla, para expresar
su oposición a que se imparta contra sus convicciones morales y religiosas la
asignatura Educación para la Ciudadanía (EpC), a partir del próximo septiembre
en esta Comunidad Autónoma.

El vocero del colectivo, José María García Polavieja, padre de
varios chicos que asisten a un Colegio público de Sevilla, manifestó
su rechazo a que sus hijos sean obligados a asistir a una formación moral
impuesta por el Estado.

“Presento mi objeción de conciencia –indicó– porque el Estado no puede
entrar por la fuerza en mi casa y definir cómo tienen que pensar mis hijos
sobre las grandes cuestiones de la vida, en las que ellos se juegan su
felicidad”.

Agregó qué
 “si la asignatura sólo tratara de la Constitución, o de circulación
vial, no tendríamos inconveniente, aunque esos contenidos están ya o pueden
estar en otras asignaturas existentes hoy. Pero Educación para la Ciudadanía
entra a temas morales sin pedir autorización a los padres y eso es intromisión
y totalitarismo”.

Para el
portavoz del grupo, esta asignatura que será obligatoria, evaluable y
computable es “innecesaria e inaceptable”.

“Venimos a la Consejería porque es la Administración quien tiene que dar
respuesta a la oposición de muchísimos padres andaluces como nosotros, ante la
entrada en vigor de Educación para la Ciudadanía el próximos curso. Proponemos
que ofrezcan alternativa a los padres que no queremos formación moral
obligatoria para nuestros hijos”, concluyó.

Fuente.
Aci/ Redacción:
Iglesia En Marcha.Net

20 Jun '07

Deja un comentario

*