VENTANA MUNDIAL SEMANAL

VENTANA MUNDIAL SEMANAL

MUSULMANES EN RUSIA
El mes pasado ustedes oraron por un líder musulmán del pueblo Bee quien se creía que era creyente en Jesús. ¡Gloria a Dios, es cierto! ¡Este hombre está leyendo el Nuevo Testamento en la mezquita y se reúne con otros para estudiar la Palabra de Dios y enseñarles que Jesús es el Mesías! Celebren esta victoria y oren por este hombre para que sea audaz con su nueva fe, para que otros creyentes que viven entre dos y cuatro horas de viaje puedan alentarlo, y para que tenga valor y sabiduría cuando otros se le opongan.
BEIRUT, LIBANO
Durante el conflicto entre Hezbollah e Israel en julio y agosto, cientos de familias libanesas – mayormente musulmanas – buscaron refugio en zonas del país más seguras, y se vieron rodeadas de vecinos cristianos. Muchas iglesias ayudaron a estas familias desplazadas del sur, haciendo lo que podían para proveerles en su hora de necesidad. Mientras ayudaban a algunas familias que se refugiaron en una escuela vacía en su área, los miembros de una iglesia dieron el siguiente testimonio: “Les preguntamos (a los refugiados musulmanes) si les gustaría tener un Nuevo Testamento. Se maravillaban del trato que les dimos y dijeron ‘Si nosotros estuviéramos en su lugar y ustedes vinieran a nosotros, no los hubiéramos tratado así. Teníamos una idea equivocada del cristianismo. Gracias de todo corazón.’ Otra mujer musulmana aceptó a Jesús y dice que está experimentando verdadero gozo en Jesús, quien es el verdadero Salvador. Muchas familias volvieron a sus hogares, pero nosotros todavía estamos cuidando a las familias que se quedaron o que volvieron porque encontraron sus casas destruidas.” Oren para que Dios continúe usando a esta iglesia y a otras similares para alcanzar a sus vecinos musulmanes. Oren para que los creyentes en Líbano sean audaces en compartir el amor de Cristo de la forma que puedan.
KAMPALA, UGANDA
“Diariamente llegan refugiados a Kampala, huyendo de las actividades de los rebeldes del Ejército de Resistencia del Señor en el norte de Uganda. Las tragedias que esta gente vivió son indescriptibles; nuestras mentes occidentales no pueden comprenderlas. La gente desplazada del norte que viene a la ciudad en busca de una mejor vida, a veces sólo encuentra desilusión. A muchos que vienen en camiones repletos los tiran en el medio de la calle sin un lugar donde ir y sin ayuda para sobrevivir. Aunque el resto del mundo sabe muy poco acerca del pueblo Luo y los horrores que enfrentan, podemos descansar en la soberanía de Dios, que El no los ha olvidado. Alabamos a Dios por la gran obra que está haciendo entre los Luo. Muchos Luos se entregaron a Cristo y ya hay por lo menos cuatro iglesias caseras entre ellos. Por favor oren junto al Equipo Urbano de Kampala para que podamos plantar iglesias y edificar el reino de Dios entre los Luo.”
Fuente. Prayer Office

15 Oct '06

Deja un comentario

*