ESPECIAL

ESPECIAL
Hoy día la palabra Thanksgiving o Día de Acción de Gracias, despierta para muchos los buenos recuerdos de las reuniones familiares y amigos y la idea de cuatro días de vacaciones que marcan el comienzo de las preparaciones para las fiestas de
fin de año.
Al buscar las raíces de la celebración, encontramos una mezcla de historia y leyenda. Históricamente hubo un grupo de ingleses, llamados los puritanos, que por diferencias religiosas se separaron de la iglesia protestante de Inglaterra. Huyeron a Holanda y el año 1620 se embarcaron en el “Maryflower”(Flor de Mayo) para viajar a la Nueva Tierra de América.

Llegaron a un lugar que designaron la Colonia de Plymounth (que ahora es parte de Massachussets) y se dice que los indígenas les ayudaron a sobrevivir el invierno proporcionándoles techo y alimentos, y a la entrada de la primavera les enseñaron a cultivar plantas nativas de la región.
Después del crudo invierno, tuvieron una rica cosecha y según la leyenda, los nativos y los puritanos juntos, festejaron esta abundancia con un banquete en el cual los indígenas lo convidaron con aves salvajes y carnes de venado.

En 1789 George Washington, sugirió que ese día se celebrará el cuarto jueves de noviembre y años más tarde, el Congreso fue quien decretó el Día de Acción de Gracias en toda la nación y es así como se ha venido festejando cada año.
Actualmente, Thanksgiving es un día en que las familias que viven en los Estados Unidos acostumbran reunirse en sus hogares para cenar temprano, dar Gracias a Dios por las bendiciones de la vida y deleitarse con la comida tradicional de ese día.

También se puede dar Gracias en un servicio religioso o en el silencio de su propio corazón. Se puede mostrar su gratitud ayudando a la gente de escasos recursos, dando donaciones de alimentos, ropa y canastas con pavos que la iglesia y organizaciones de beneficencia se encargan de distribuir o se puede ayudar a servir la comida a personas desamparadas y sin familia.
Fuente: El Venezolano / ACPress.net

25 Nov '04

Deja un comentario

*

ESPECIAL

ESPECIAL


NUEVA YORK – El terrorismo es lo que más preocupaba a los traductores al celebrar el pasado 30 de septiembre el Día
de la traducción mundial de la Biblia, en los EEUU. Este evento anual exalta la traducción de la Biblia como esencial para la evangelización global.

Bruce Smith, presidente del Instituto Lingüístico de Verano (ILV), comentó que todavía existe una gran necesidad en la traducción de la Biblia, ya que se hablan 6.819 idiomas señeros en el mundo actual. De dicha cantidad aproximadamente 2.700 no tienen ni un versículo de las Escrituras en su idioma. Según Smith, el terrorismo es solamente uno de los factores que amenacen los proyectos de traducción. “En nuestro caso”, afirma, “docenas de equipos de traducción en varias partes del mundo han tenido que cambiar de lugar temporal o permanentemente debido a la preocupación por su seguridad”.

Sin embargo, el número de los voluntarios está creciendo. En Panamá, Costa Rica y Guatemala, los proyectos del ILV de poner por escrito las lenguas habladas por grupos indígenas están avanzando tan bien que Roberto Gunn, director del área, espera que para el año 2010 los traductores hayan terminado sus tareas y que todas las tribus de esta área de Centroamérica tengan el Nuevo Testamento en su propio idioma. Solo un equipo trabaja en Costa Rica, y varios otros en Panamá y Guatemala donde viven más grupos indígenas.
Fuente: Milamex / ACPress.net

13 Nov '04

Deja un comentario

*

ESPECIAL

ESPECIAL

Cuando misioneros autóctonos estaban buscando las áreas que más necesitaban
el evangelio, llegaron a una aldea cuyo nombre, cuando traducido, significa
“No hay Dios”. Impactados por la falta de esperanza que el nombre implica,
inmediatamente hicieron planes para llevar el mensaje de Cristo a ese lugar
tan aislado.
Está localizada en la provincia norte de Sierra Leona, la cual se ha
convertido en una fortaleza musulmana. Los que no son musulmanes practican
el oscurantismo, consultando a dioses juju y viviendo en constate miedo de
los malos espíritus. Por su nombre tan terrible, esta aldea en particular es
conocida por todo el distrito.

Los primero que hicieron los misioneros autóctonos fue visitar la aldea e
iniciar una relación amical con el jefe y los ancianos. Dios los bendijo con
su favor, y el jefe les dio permiso para iniciar el trabajo evangelístico.
Los misioneros están usando un enfoque holístico del evangelio, llevando, en
el nombre de Cristo, ayuda física a una comunidad tan empobrecida, así abren
los corazones a Su verdad. Actualmente están planeando cavar un pozo en la
aldea, ya que el que existe no es profundo y es inseguro. La comunidad pidió
a los misioneros que se encarguen de la escuela de la aldea, la cual
necesita desesperadamente de liderazgo. Ahora, una nueva generación en una
aldea llamada “No hay Dios”, escuchara Su evangelio.

Sin embargo, los misioneros se enfrentan a muchos obstáculos. Sus vecinos
islámicos podrían volverse hostiles a la predicación del evangelio y
comenzar a causar problemas. Las fuerzas del espíritu de la oscuridad que
han envuelto esta área por tanto tiempo no se darán por vencido fácilmente.
Aún así, con el poder de Cristo, los obreros del evangelio tienen la
determinación de dar a esta aldea un nuevo nombre.
Oremos por nuestros hermanos y hermanas que llevan adelante tan valiente
trabajo.
Fuente: “Primicias” de Christian Aid Mission

13 Nov '04

Deja un comentario

*